Skip to content

¿CUÁL ES LA CAUSA DEL CABELLO GRASO EN INVIERNO?

Abrigarse
En un clima realmente frío, es probable que uses un gorro de lana o una capucha para protegerte de los factores climáticos.

Sin embargo, abrigarte puede hacer que transpires más, lo que hace que el cabello se vea más graso de lo habitual. Los aceites cerosos del cuero cabelludo se convierten en líquido a temperaturas más cálidas y, en conjunto con la transpiración, se trasladan por el cabello y hacen que las raíces se vean grasosas.

También puedes correr el riesgo de un brote de caspa, ya que el microclima más cálido y húmedo generado en el cuero cabelludo es perfecto para el desarrollo de los microbios que provocan la caspa.

Afortunadamente, no debes renunciar a estar abrigado; no hay necesidad de evitar usar un gorro en invierno. Simplemente elige un champú que combata la grasa y mantenga la caspa alejada, como el champú Instant Oil Control de Head & Shoulders.

Lavarse menos el cabello
En invierno, es posible que modifiques tus hábitos de cuidado del cabello y lo laves con menos frecuencia.

Podría deberse a que no transpiras tanto como en verano o a que no quieres esperar siglos para que tu cabello se seque cuando hace más frío. Independientemente del motivo, es probable que el cabello se vea más grasoso.

Esto se debe a que el cuero cabelludo produce aceite continuamente, a cada hora del día. Sin champú, el exceso de aceites en el cuero cabelludo se acumula al igual que la suciedad, el polvo y las partículas atrapadas allí.

Así que asegúrate de seguir lavándote de manera regular y, cuando lo hagas, usa el champú purificador Deep Clean de Head & Shoulders. Es nuestro mejor champú para combatir la grasa, la suciedad y las escamas de la caspa desde el primer lavado.

Más información sobre el cabello graso

Más consejos y trucos para el cuidado del cabello